/Apocalipsis los Siete sellos: 4 y5 Sello


Apocalipsis los Siete sellos: 4 y5 Sello

APOCALIPSIS LOS SIETE SELLOS IV

Bienaventurado el que lee, y los que oyen las palabras de esta profecía, y guardan las cosas en ella escritas; porque el tiempo está cerca.”   – Apocalipsis 1:3;

 He preparado esta enseñanza para completar la serie  ya que en la Iglesia  por estar presente en la asamblea anual de nuestra denominación el Hno. Lcdo. Isaac Loor apasionado por las profecías bíblicas, preparó y  predicó el mensaje  sobre estos dos sellos. Le estoy muy agradecido.

 EL CUARTO SELLO LA  MUERTE (6.7, 8;)

     Cuarto sello

cuando abrió el cuarto sello,  oí la voz del cuarto ser viviente,  que decía: Ven y mira. 8  Miré,  y   he aquí un caballo amarillo,  y el que lo montaba tenía por nombre Muerte,  y el Hades le seguía;   y le fue dada potestad sobre la cuarta parte de la tierra,  para matar con espada,  con hambre,   con mortandad,  y con las fieras de la tierra.

 El cuarto jinete recibe el nombre de Muerte, pero pareciera que representa un tipo especial de muerte, o sea la pestilencia. Ezequiel habla de los cuatro duros actos de juicio de Dios: la espada, el hambre, las bestias feroces y la pestilencia (Ezequiel 4:21), y la traducción gr. emplea el término “muerte” para el último (posiblemente Juan hace lo mismo en Apocalipsis 2:23 y seguramente en Apocalipsis 18:8). Que el Hades le seguía muy de cerca recuerda que la muerte no termina la historia de la vida; el juicio espera a los pecadores (Hebreos 9:27, 28;).

 ¡Dios los autoriza a que maten a una cuarta parte de la población de la tierra! Se usan cuatro métodos: la espada (violencia y guerra);  hambre (hambruna);  muerte, o pestilencia (enfermedades que acompañan a la guerra y al hambre);  y bestias (la naturaleza se adueña de todo cuanto la civilización desbarata).  Léase un paralelo en Ezequiel 14.21;.  Incluso las bestias salvajes padecerán hambre y atacarán a los seres humanos.  Después que la Iglesia ha sido llevada al cielo, ¡qué terribles juicios esperan al mundo que rechaza a Cristo!  Véase Mateo 24.7;

 La muerte es personalizada aquí. El Apóstol Pablo menciona en  Romanos, 5:14;  donde dice: No obstante, reinó la muerte desde Adán hasta Moisés, aun en los que no pecaron a la manera de la transgresión de Adán, el cual es figura del que había de venir.  Al abrir el cuarto sello de  Apocalipsis 6: dice que el que montaba ese caballo amarillo, tenía por nombre Muerte. Y  que el Hades le seguía.


 Durante el período de la Gran Tribulación, la muerte andará totalmente desatada, andará suelta. El Señor Jesucristo lo expresó de la siguiente manera  en el evangelio según San Mateo, 24:22; Él dijo: Y si aquellos días no fuesen acortados, nadie sería salvo; mas por causa de los escogidos, aquellos días serán acortados. Ahora, en el Gran Trono Blanco, la muerte es excluida finalmente. Pablo confirmó esto. Él dijo: Y el postrer enemigo que será destruido es la muerte. 1Corintios,15:26;.   Y Juan dice en Apocalipsis 21:4; Enjugará Dios toda lágrima de los ojos de ellos, y ya no habrá muerte, ni habrá más llanto, ni clamor, ni dolor; porque las primeras cosas pasaron.

 Al jinete del cuarto le fue dada potestad sobre la cuarta parte de la tierra, para matar con espada, con hambre, con mortandad, y con las fieras de la tierra. Eso es algo que Dios dijo que vendría y que Ezequiel predijo en el capítulo 14: 21;  Por lo cual así ha dicho Jehová el Señor: ¿Cuánto más cuando yo enviare contra Jerusalén mis cuatro juicios terribles, espada, hambre, fieras y pestilencia, para cortar de ella hombres y bestias?

 Este jinete y su caballo amarillo representa las plagas y la pestilencia y esto incluye la posibilidad de una guerra bacteriológica.  Hay científicos que han hecho ciertas declaraciones. Uno de ellos, el Dr. Frank Holtman, por ejemplo, de la Universidad de Tennessee, en los Estados Unidos, dijo: “Mientras la mayor parte de la población de una ciudad puede ser destruida por una bomba atómica, el método bacteriológico, puede destruir fácilmente toda la población en el lapso de una semana”.

 QUINTO SELLO LOS MÁRTIRES 

5 Sello

«Cuando abrió el quinto sello, vi bajo el altar las almas de los que habían sido muertos por causa de la palabra de Dios y por el testimonio que tenían. Y clamaban a gran voz, diciendo: ¿Hasta cuándo, Señor, santo y verdadero, no juzgas y vengas nuestra sangre en los que moran en la tierra? Y se les dieron vestiduras blancas, y se les dijo que descansasen todavía un poco de tiempo, hasta que se completara el número de sus consiervos y sus hermanos, que también habían de ser muertos como ellos.» Apocalipsis 6:9-11;

 Aquí tenemos la oración del remanente que ha sido martirizado. Aparentemente aquellos que fueron muertos en la Gran Tribulación parecen ser primordial mente los que se nos presenta aquí. Siempre hemos pensado que esto incluye  a todos los santos del Antiguo Testamento.  El sacerdote del AT derramaba la sangre del sacrificio bajo el altar de bronce (Levítico 4.7); y puesto que la sangre habla de la vida (o alma, Levítico 17.11), aquí vemos a las almas de los mártires bajo el altar celestial.

 Sus muertes no se han vengado aún.  Estos santos martirizados clamaban venganza; véanse Salmos 74.9–19; 79.5 y 94.3–4.  Es cierto que a los santos en esta edad se les dice que deben orar por los que los persiguen y esto es lo que Cristo, Esteban y Pablo hicieron (Lucas 23.34; Hechos 7.60; 2 Timoteo 4.16).

El Señor Jesucristo indicó que la sangre de todos los profetas que había sido derramada desde la fundación del mundo iba a ser requerida de esta generación, desde la sangre de Abel hasta la sangre de Zacarías. Con esto es incluida la sangre de aquellos muertos durante el período de la Gran Tribulación, porque ya hemos visto que un cuarto de la población ha sido destruida. Los mencionados entonces, en este versículo, se apoyan en lo establecido en el Antiguo Testamento, y están en terreno firme, y sólo están reclamando justicia en base a la ley santa de Dios.

 Este período será de juicio, cuando Dios responderá a las oraciones de su pueblo que clama liberación y venganza.  Después de todo, Dios juzga al mundo cuando ellos oran; de modo que oran en la voluntad de Dios.  Esto es un paralelo a Mateo 24.9;  Dios les promete que responderá sus oraciones; pero antes, más de sus hermanos serán sacrificados.  Veremos otros santos asesinados en los capítulos 12.11; 14.13 y 20.4–5;

 Entre los asesinados estará Moisés y Elías, los dos testigos de Dios, quienes incluso estaban ministrando en la tierra (11.1–7). Apocalipsis 20.4 indica que estos mártires de la tribulación resucitarán para reinar durante el Milenio.

 Este altar se encuentra en el cielo y es evidentemente el lugar donde Cristo ofreció Su sangre por los pecados del mundo. Podemos confirmar esto con lo que nos dice el escritor a los Hebreos, en el capítulo 9:23,24;  cuando dice: Fue, pues, necesario que las figuras de las cosas celestiales fuesen purificadas así; pero las cosas celestiales mismas, con mejores sacrificios que estos. Porque no entró Cristo en el santuario hecho de mano, figura del verdadero, sino en el cielo mismo para presentarse ahora por nosotros ante Dios

 EL VESTIDO BLANCO que les fue dado v.  11 es probablemente una de su justificación por medio de Cristo a la luz de la condena de  ellos por el mundo, y así una señal y una prenda de la gloria que les pertenecerá en la “primera resurrección” (Apocalipsis 20:4-6). Esta visión de los mártires se considera como una parte integral de los juicios del Señor, pues la oración pidiendo justicia (10) se concede y por lo mismo el fin se apresura.

 En el presente somos testigos de números casos de cristianos que están siendo  muertos por su fe en países islámicos. Les invito a ver los siguientes vídeos, disculpen por la crudeza de los mismos, la tribulación  para  ellos  parece ya haber llegados. http://youtu.be/hvMGnVnOCns       http://youtu.be/JczDnTor7b0        http://youtu.be/eLrmdICY_yE

 Y con esto llegamos a la apertura del sexto sello; y aquí tenemos el gran día de la ira de Dios.  De esto estaremos hablando en la próxima  enseñanza.

 Ayuda  

DICCIONARIO BIBLICO   J.D. Douglas, Merrill C. Tenney
Comentarios  (e- Sword)
NUEVO COMENTARIO BIBLICO SIGLO VEINTIUNO (NUEVO TESTAMENTO)  G.J. Wenham, J.A. Motyer, D.A. Carson, R.T. France
A través de la Biblia
http://www.antesdelfin.com/profeciasapostasia.html
Ente otros.

 

Jhonny H. Quinde Ávila
Pastor